Una heroína llamada Orina

Vi un informe en el programa televisivo de Chiche Gelblung, 70.20.11, que denunciaba lo que ellos denominaban “una barbaridad”, y creo que es una clara foto de los niveles de intervencionismo que desea el argentino promedio. Se trataba de una serie de preguntas que unos reporteros masomenos torpes le hacían a unas simpáticas señoras, camioneros y recolectores del conurbano bonaerense.

¿En resumen? el negocio es el siguiente: El orín de las señoras menopáusicas es la materia prima fundamental para fabricar un producto utilizado en  tratamientos de fertilización para mujeres que tienen ciertas dificultades para tener hijos. Una gran porción de las personas lo hace simplemente para “ayudar a los demás, no cuesta nada”, y como agradecimiento se le hace un regalo por mes, que pueden ser cubiertos, cubiteras, relojes de pared, sacacorchos… o demás pavaditas.
Este programa tuvo la genial idea de “denunciar esta barbaridad” porque en realidad hay una ley (¡que raro!) que prohíbe la comercialización de fluidos humanos (tus desechos son del estado). Y porque lo que le pagan a la gente es “una miseria” con respecto a la contraprestación (hacer pichín) que estas buenas señoras hacen (literalmente), después de convencerlas, no sin poca insistencia, de que estaban siendo explotadas. Las señoras, luego de haber comprado el “cuentito de la redistribución” comenzaron a repetir como loros las consignas y a mirar con desconfianza a quienes le dejan los bidones.

pichona

pichona

Estos genios del periodismo de investigación, contrario al enorme humanitarismo que dicen defender, lo que acaban de hacer es restringir la oferta. ¿Que significa esto? Significa que ya no habrá tanto material para la fertilización, por miedo a eventuales controles o denuncias dirigidas a los transportistas, los recolectores, y las señoras.

Veamos las consecuencias:

  • A la señora que le servían alguna de las baratijas que le daban se quedo sin ellas. Lo cual quiere decir que tendrá que desembolsar mas dinero para ciertos bienes, o no contara con el dinero de su reventa.
  • El transportista que recorría los barrios para juntar bidones, a pesar de que tenia una actividad totalmente voluntaria y pacifica, ahora debe buscar una nueva actividad que le permita sobrevivir.
  • El changarín que levantaba los bidones casa por casa y los llevaba hasta el camión debe buscarse otra changa urgentemente, porque generalmente son jornaleros.
  • La mujer que deseaba hacer su tratamiento, seguramente lo podrá hacer, pero pagándolo mucho mas caro. Solo las clases mas pudientes podrán acceder a realizarlo.

Nuestras felicitaciones al equipo de investigación de 70.20.11.

¡Ustedes si que están con el pueblo!

Lenguaje político

El lenguaje político permite afirmar verdades que no lo son, la política en sí constituye un gran engaño constante a los votantes que creen elegir entre alternativas, pero solo están eligiendo quién debe tener el poder para controlar sus vidas. ¡Que elección!

Hoy Anibal Fernandez, Jefe de Gbinete, twitea lo siguiente como respuesta a un reclamo de la Corte Suprema para que le aumenten el presupuesto:

“El presupuesto para la CSJN y el Consejo de la Magistratura es un 18,8% mayor que el presupuesto del año 2010”.

Con una inflación real del 25/30%  el aumento del 18,8% del presupuesto en realidad se trata de una disminución 7%.

El engaño es moneda corriente, y no solo pretenden tomar las decisiones por vos, si no también, y lo hacen siempre, alterar la realidad para que se adapte a sus fines.

Una visión alternativa al conflicto educativo (Parte II)

(Viene de la Parte I)

Ayer comenzábamos a delinear los objetivos principales que se propone el sistema de educación pública. Para reforzarlo escrito en la primera parte, voy a dividir esta segunda parte en dos secciones. En la primera analizamos el origen  del sistema de escolarización compulsiva a nivel mundial, que lo encontraremos  en Prusia, el origen y los objetivos de la implementación de la “educación, laica gratuita y obligatoria” a través de la ley 1420. y la importancia que tiene el control de la educación de los diferentes gobiernos. En la segunda parte voy a intentar definir las consecuencias nocivas de la educación pública.

¿Educación?

3. La importancia histórica de la educación pública.

El origen de la educación pública compulsiva lo vamos a encontrar en la Prusia de prinicpios del siglo XIX, si bien con anterioridad, en tiempos de Federico, El Grande, se había establecido un sistema educativo estatal, fue Federico Guillermo III el que luego de la derrota frente a Napoleón en 1807 comienza gradualmente a restablecer el control estatal sobre la educación, y a expandirlo. Para 1819 las escuelas privadas solo podían funcionar si cumplían los requisitos exigidos por el Estado, ¿Les suena?

El sistema educativo prusiano había sido diseñado para obtener los siguientes resultados:

  1. Soldados obedientes en el ejercito.
  2. Trabajadores obedientes en las minas.
  3. Funcionarios subordinados al gobierno
  4. Empleados subordinados en la industria
  5. Ciudadanos que pensaran de manera similar en la mayoría de los asuntos.

En nuestro país el asunto no fue muy diferente, con la ley 1420 se adoptó un sistema inspirado en el de Federico Guillermo III siguiendo la tendencia mundial, liderada por Estados Unidos, en construir los sistemas educativos estatales a imagen y semejanza del sistema prusiano.

La Ley 1420, como se suele decir, fue la responsable de que los argentinos adoptaran una identidad nacional. Esto, en otras palabras, es colectivizar al individuo, convertirlo en masa. No se trata del reemplazo de la identidad individual por una identidad nacional, todos siguen teniendo sus identidades individuales, pero condicionadas, éstas, a una “identidad nacional”.  Cuando lo planteamos de esa manera deja de ser un objetivo tan loable como parece, y sale a la luz el verdadero objetivo para el cual fue pensada la educación estatal: uniformizar. No se trata de ningún secreto, hasta algunas escuelas con su nombre lo indican escuela normal son normalizadoras, es decir, intentan normalizar en el sentido de crear ciudadanos promedios, todos muy similares entre si, en general  cumplir el período de escolarización compulsiva significa que fueron normalizados exitosamente.

Volviendo al uso de la educación como herramienta para conseguir la adoración de los gobiernos (o como me gusta decirle, el modelo estado-céntrico) se puede mencionar a Karl Marx como uno de los críticos del sistema educativo de los Hohenzollern (la dinastía prusiana) que se expandía por toda Europa, en el Manifiesto Comunista escriben Marx y Engels:

Pero es, decís, que pretendemos destruir la intimidad de la familia, suplantando la educación doméstica por la social.

¿Acaso vuestra propia educación no está también influida por la sociedad, por las condiciones sociales en que se desarrolla, por la intromisión más o menos directa en ella de la sociedad a través de la escuela, etc.? No son precisamente los comunistas los que inventan esa intromisión de la sociedad en la educación; lo que ellos hacen es modificar el carácter que hoy tiene y sustraer la educación a la influencia de la clase dominante.

Claro que lo que lamentaba Marx era no poder imponer él SUS intereses en la escolarización.

La escolarización compulsiva fue utilizada políticamente desde siempre, ya sea por la anti-liberal Alemania bismarckiana, que luego derivó en el III Reich de Adolf Hitler, o en la URSS, que hasta el final de su existencia la escolarización sirvió como método para adoctrinar a los chicos en la ilusión comunismo, aún cuando el país soviético se caía a pedazos. A nivel local, la experiencia educativa durante el peronismo fue una expresión grosera de todo lo propuesto en los párrafos anteriores, la evidencia más clara se pueden encontrar en los libros de texto de la época.

4. El resultado del cumplimiento de la sentencia.

Todo este proceso de escolarización que fue descripto en las secciones anteriores tiene resultados concretos y que están a la vista de todos. La anulación de cualquier tipo de independencia durante 12 años o más, la repetición y rigidez característica del sistema educativo crea un grupo de personas maleables, cualquier gobierno las puede moldear a su manera, el adoctrinamiento recibido por 12 años logra ejércitos de sumisos ante la autoridad, sin ningún tipo de pensamiento crítico. De esta manera las ideas políticas autoritarias, anti-liberales, que someten a cada individuo a un estado de servidumbre son mas fáciles de implementar, es más sencillo sostener el paradigma donde el gobierno es el centro de la sociedad y los políticos son los que solucionan nuestros problemas, los que nos protegen de alguna agresión, incluso de esas conductas que optamos por llevar adelante libremente sin afectar a nadie más que a nosotros mismos. Al final, la realidad nos muestra nunca terminamos de salir del colegio, los maestros y profesores son reemplazados por los  políticos, si no veamos: ellos te dicen que tienen la solución a tus problemas, que buscan justicia y que son imparciales, que quieren lo mejor para vos, que te cuidan, que te ayudan,  y sin embargo lo único que hacen es restringir tu libertad, tu posibilidad de investigar de innovar mas allá de lo cotidiano, en definitiva uno nunca termina saliendo de la escuela. La única diferencia radica en que los maestros y profesores actúan de buena fe, ellos son víctimas del sistema, mientras que los políticos son los que lo diseñan.

La semana que viene voy a comentar sobre verdaderas alternativas  al sistema de educación estatal, mientras tanto propongo una pregunta ¿Que se puede hacer para contrarrestar todo esto?

(más…)

Una visión alternativa al conflicto educativo (Parte I)

(Para leer la Parte II, click acá)

En las últimas semanas la Ciudad de Buenos Aires fue testigo de un enfrentamiento entre alumnos de algunas escuelas secundarias de la ciudad  – fogoneados por partidos de izquierda – y el gobierno de Macri. Si no escribí nada al respecto fue porque veo este tipo de conflictos inconducentes e irrelevantes, su resultado no va a desembocar en un salto de calidad educativo o en una transformación del actual sistema de educación pública. Ningún resultado será interesante. La solución reclamada es absurda, se pretende solucionar el problema de la educación pública con más educación pública.

Sin embargo, el post de mi co-blogger Vastiat me motivó a escribir sobre algunos aspectos más importantes de la educación, más importantes que el presupuesto que le asigna el gobierno, el estado de los colegios, o si esta bien o mal que corten las calles los alumnos.

La educación va mas allá de eso, el sistema de educación pública no es un sistema educativo, su máximo interés es la escolarización, y los beneficios que pueden obtener los gobiernos de ella. No se trata de una conspiración ni nada por el estilo, vamos a ver que esto está bien explicito en los textos de pedagogos y políticos. Es hora de derribar algunos mitos relacionados con el sistema educativo obligatorio, y abrir un poco la mente para entender las implicancias de lo que para mi es una condena de 12 años de prisión a la que está sometido cada niño de este país y que los transforma para convertirlos en sumisos ante la autoridad.

Los invito a analizar algunos puntos.

1. Toda educación es pública. La educación privada no existe. Una de las confusiones a la hora de abordar el problema de la educación es creer que existe una educación que es estatal (o pública) y otra educación que es privada. En nuestro país todo el sistema educativo es estatal. Por un lado, tenemos las escuelas de gestión pública, los famosos colegios del estado, que se financian en su totalidad en base a impuestos. Por el otro lado están los colegios privados, ellos, en su mayoría, financiados por las cuotas que pagan los padres de los alumnos y donaciones, pero también financiados por subsidios estatales, de hecho más de la mitad de los colegios privados de la Ciudad de Buenos Aires reciben subsidios. En materia de financiación, ambos tipos de colegios reciben financiamiento estatal.

Pero ese no es el punto mas relevante de porque TODA LA EDUCACION ES ESTATAL. Por lejos,  el aspecto más importantes en los que queda demostrada la inexistencia de colegios verdaderamente privados es en la definición de contenidos educativos. Estos contenidos son definidos por el Estado para todos los colegios, no importa si son privados o públicos. El material de estudio tiene que ser aprobado por el Estado, los temas son definidos según el sesgo ideológico del gobierno. Los padres, los verdaderos responsables de la educación de sus hijos, son marginados, su impacto en la decisión de los contenidos educativos es casi nula o nula. No existe ninguna diferencia esencial entre colegios  públicos y privados, unos podrán tener sillas mas lindas, paredes recién pintadas, aire acondicionado y mas horas de clases, además de algunas actividades extracurriculares.

La decisión del Estado en los contenidos educativos es fundamental para poder concretar lo que explico en el siguiente párrafo.

2. Escolarización compulsiva no es educación.

Ya sabemos que hay educación pública de gestión estatal, o de gestión privada, pero que entre ambas no existen sustanciales diferencias.  Ahora bien, cuando hablamos de educación la realidad es que sólo nos referimos a la escolarización, lo que me lleva a preguntarme ¿es escolarización sinónimo de educación?. Escolarizar no implica educar, más bien lo contrario. Los chicos sometidos a la escolarización compulsiva (educación gratuita (o no) y obligatoria es el nombre por el cual se la conoce) pasan  12 años que encerrados en una escuela, entre 4 y 8 horas por día, 5 veces por semana, 9 meses al año, haciendo tareas simples, repetitivas, escuchando lo que dicen sus maestros y libros para después repetirlo en las evaluaciones, eso no parece que sea educar. Las escuelas (mejor dicho, los gobiernos) no tienen como finalidad que los alumnos incorporen conocimientos de matemática, lengua, ciencias naturales, ciencias sociales, geografía, historia, etc.  La finalidad de la escolarización obligatoria es otra. Si, seguramente haya chicos que terminen los 12 años de escolarización y sepan algunas cosas, pero la principal función “educativa” es ENSEÑAR A OBEDECER ORDENES. Es transformar individuos creativos, innovadores, llenos de energías, en una masa uniforme de personas obedientes con la autoridad, sin ningún tipo de pensamiento crítico.

Los 12 años que un niño es sometido al sistema educativo son 12 años donde es adoctrinado, donde sus ideas, creaciones, innovaciones y aspiraciones, dejan de ser una iniciativa propia sino que son aquellas implantadas en los 12 años de encierro compulsivo. Si, es verdad que se deja cierto margen de libertad, pero esta libertad es falsa, se ve reducida a los límites decididos por los diseñadores del sistema educativo. Los beneficiarios del sistema educativo no son los alumnos, ni la “sociedad”, es el gobierno el que tiene el mayor interés en que siga todo como está.

Todo esto queda más claro si nos referimos a Alexander Ignlis, autor del libro Principios de la Educación Secundaria. Cuenta el Prof. John Taylor Gatto, que Inglis fue uno de los diseñadores de la educación pública en Estados Unidos, y que en el libro mencionado delínea las funcciones de la escolarización:

  1. La función adptativa. Las escuelas sirven para establecer hábitos fijos de reacción ante la autoridad. Esto, por supuesto, se opone por completo al pensamiento crítico. También deja de lado la idea de que deba ser enseñado material interesante o útil , porque no se puede evaluar la obediencia reflexiva hasta que sepas si podes hacer que los chicos aprendan, y hagan, cosas tontas y aburridas
  2. La función integradora. Esta debería ser llamada la “función de conformidad”, porque su objetivo es hacer que los chicos se parezcan lo más posible, entre ellos. Las personas conformistas son predecibles, y esto es de gran uso para aquellos que desean aprovechar y manipular una gran fuerza laboral.
  3. La función diagnostica y directiva. La escuela esta hecha para determinar el determinado rol social de cada niño. Esto se hace mediante el archivo acumulativo de evidencia matemática e histórica. En otras palabras “Tu legajo”.  Sí, tenés uno.
  4. La función diferencial. Una vez  que el rol social fue “diagnosticado,” los niños son asignados por rol y entrenados tan solo como para ocupar el lugar destinado en la maquina social de méritos – y ni un sólo paso mas. Ideal para que los chicos intenten dar lo mejor de ellos, ¿o no?
  5. La función selectiva. Esto no se refiere a la elección humana en absoluto, sino a la teoría de Darwin de la selección natural aplicada a lo que denominó “las razas favorecidas”. En resumen, la idea es facilitar las cosas conscientemente tratando de mejorar el plantel reproductor. Las escuelas son para etiquetar a los menos aptos  – con malas calificaciones, repetidores de grado, grupos de alumnos atrasados , etc.  – con suficiente claridad para que sus compañeros  los acepten como inferiores y de manera eficaz los barran del sorteo reproductivo. Eso es lo que se pretendía hacer con  todas aquellas humillaciones desde  primer grado en adelante: lavar la suciedad por el desagüe.
  6. La función propedéutica. El sistema social derivado de estas normas requiere un grupo de cuidadores de elite. Con ese fin, a una fracción pequeña niños se les enseñará discretamente como manejar este proyecto continuo, como vigilar y controlar una población deliberadamente callado y amansada con el proposito de que el gobierno pueda actuar sin ataques sin cuestionamientos y las empresas puedan obtener mano de obra obediente.

====

Que la educación privada no existe, y que es el gobierno el que decide qué y cómo aprenden los chicos en la escuela, está bastante claro. La obligatoriedad, los contenidos educativos definidos por el gobierno, la escuelas privadas sometidas al control de organismos gubernamentales, y la necesidad de una autorización estatal para abrir cualquier establecimiento educativo lo deja en evidencia.

Que escolarización no implica educación es una idea más compleja para poder  asimilar, para hacerlo, debemos romper con ciertas estructuras dentro de nuestro esquema de pensamiento que fueron construidas a base de, oh casualidad, interminables años de escolarización compulsiva. Para poder reforzar el segundo punto, en un segundo post sobre este tema voy  a analizar el nacimiento de la educación pública en el mundo, y en Argentina con la Ley 1420, ejemplos del pasado y del presente de como el gobierno utiliza la educación para crear obediencia y adoración al estado, entre otros elementos destinados a averiguar porque  escolarizar no es educar.

El fracaso crónico de la educación pública.

Recientemente, nuestra amada presidenta “de todos los argentinos” (como le gusta decir a ella, aunque a los argentinos obedientes les va mucho mejor) dio un fuerte respaldo a los estudiantes durante las tomas de colegios en capital federal en reclamo de obras de infraestructura. Que la presidenta salga a justificar este tipo de medidas es una confesión de que para los kirchner, los medios validos de resolución de conflictos son siempre violentos. Aunque ella celebre que “es positiva la discusión porque no escuché insultos, agravios ni adjetivos calificativos” la agresión verbal seria mucho menos grave que ejercer la violencia coercitiva al obligar al resto del estudiantado no ideologizado a participar de la medida y no poder ir libremente a estudiar. Veamos un par de términos que fueron utilizados durante los reclamos, y su verdadero significado:

Problemas de infraestructura: Es lo que tiene una escuela de frontera cuando se le vuelan las chapas y no puede recibir a sus alumnos (quienes viajan medio día a lomo de mula para llegar) hasta no conseguir las chapas que la reemplacen.

Burlarse de la ciudadanía: Es jugar al fútbol en plena calle mientras que la gente que trabaja (mientras están generando los fondos para poder pagarles la educación a ellos) debe desviar su camino ante la amenaza de ser ajusticiado por la policía o por los propios alumnos por no obedecer la orden de corte de calle.

Solidaridad con el alumnado: Son los maestros y padres de la argentina profunda que se juntan en los periodos de receso para juntar fondos, hacer reparaciones y contribuciones de toda índole a la escuela.

Falta de respeto: Es aprovechar la conmemoración de la noche de los lapices para realizar vandalismo con el rostro tapado contra uno de los edificios mas históricos de buenos aires, como si arruinar una fachada aportara en algo para solucionar los problemas planteados.

Libertad y responsabilidad.

Si realmente quieren tomar la escuela, que la tomen, y que se la queden. Que le paguen a los maestros, al portero, las facturas de servicios, que cobren una cuota, que compitan, que resuelvan problemas imponderables. Que preparen planes de estudio atractivos, que ofrezcan actividades deportivas, que hagan lo que tengan que hacer, pero haganse responsables. Es muy facil tirarse placidamente a señalar las culpas ajenas siendo un eterno inocente, cuando la responsabilidad la tiene otro. La propiedad privada asigna responsabilidades univocas para los bienes y actividades de las personas, y eso es lo que justamente ellos quieren evitar. Ante la posibilidad concreta de hacerse cargo ellos mismos de los destinos de un colegio, seguramente huirán como siempre lo han hecho a esconderse bajo las faldas de su papi estado, reclamando protección. Habría que ofrecerles esa propuesta, titulo de propiedad en mano, a ver cuanto verdaderamente les dura la bravuconada.

Economía de todos los días

Para los que no entienden como funciona el mercado, o no creen que funcione:

Casi todos los días me como de postre una rica golosina y la pago $2, ayer me la cobraron $3, y hoy la volví a pagar $2. Ante esto le pregunte a el kiosquero a que se debía el cambio de precio, y sin darse cuenta me dio una clase de economía básica:

– Y mirá, a mi me gusta que roten las mercaderías – me dijo – esto en realidad debería estar a 2,5o, pero cómo están hace mucho lo puse a 2. Cuando se terminen los vuelvo a poner a $2,5 o $3 hasta que de vuelta se estanque la venta y lo bajo un poco para vender mas.

Nada técnico, nada complejo. Pero una excelente lección de como funcionan los precios, de como el mercado es dinámico, y del funcionamiento de la Ley de la Oferta y Demanda. Lo que menos me sorprende es que esto lo sepa un kiosquero, pero no un presidente.

El economista Peter T. Leeson tiene tatuado un gráfico que representa la ley de oferta y demanda. Su tatuaje, como la ley, no puede ser eliminado.

Tags

Related Posts

Share This

Censo 2010: Su inconstitucionalidad

En este grupo de Facebook plantean no contestar el Censo 2010 por el hecho de que es realizado por el INDEC, y su confiabilidad, debido a la intervención del gobierno en diversos índices, es baja.  Las probabilidades que los resultados del censo sean adulterados, por el contrario, son altas.

Gracias a la nueva “Ley de Medios” nos pudimos dar cuenta cuanto odiaba “nuestra” presidenta “las leyes de la dictadura”. Si bien se reservó el concepto de “la dictadura” para la transcurrida entre 1976 y 1983, ha habido otras dictaduras que han violado la constitución nacional y que no parece molestarle a la jefa del poder ejecutivo.

Me refiero especialmente al Decreto 67/10 que reglamenta el Censo 2010 que comienza asi:

VISTO el Expediente Nº S01:0107274/2009 del Registro del MINISTERIO DE ECONOMIA Y FINANZAS PUBLICAS, la Ley Nº 17.622 y el Decreto Nº 3110 del 30 de diciembre de 1970 y sus modificatorios…

Leyendo el encabezado decidí investigar un poco de que se trataban las normas mencionadas. Empecemos por el Decreto Nº 3110 de 1970 firmado por el Gral. Roberto M. Levingston, presidente de facto de la auto-denominada Revolución Argentina:

VISTO la Ley Nº 17.622, de creación del Sistema Estadístico Nacional, y
CONSIDERANDO:

Que es necesario reglamentar sus disposiciones a fin de posibilitar su inmediata aplicación

El decreto 3110/70 no es mas que el decreto que reglamente la ley 17.622, por lo que corresponde es ir a la Ley misma para ver donde encuentra su fuente:

Buenos Aires, 25 de Enero de 1968

En uso de las atribuciones conferidas por el artículo 5 del Estatuto de la Revolución Argentina,

EL PRESIDENTE DE LA NACION ARGENTINA,

SANCIONA Y PROMULGA CON FUERZA DE LEY

A su vez, el art.  5 del Estatuto de la Revolución Argentina dice:

Art. 5 [Presidente: facultades]. — El presidente de la Nación ejercerá todas las facultades legislativas que la Constitución nacional otorga al Congreso, incluídas las que son privativas de cada una de las Cámaras, con excepción de aquellas previstas en los arts. 45, 51 y 52 para los casos de juicio político a los jueces de los tribunales nacionales.

La única conclusión a la que podemos llegar es que  las facultades del Presidente de reglamentar el censo surgen de un estatuto inconstitucional impuesto por un gobierno de facto, específicamente de un artículo que dejaba sin efecto a la Constitución, por lo menos en materia de las atribuciones del Poder Legislativo.

Por otro lado, en el art. 47 de la constitución nacional nos dice (en el capítulo “De la cámara de diputados”) que:  Para la segunda Legislatura deberá realizarse el censo general, y arreglarse a él el número de diputados; pero este censo sólo podrá renovarse cada diez años.

En definitiva, los censos habían sido implementados con el objetivo de establecer la cifra de diputados según lo ordenaba la constitución (vert. art 45), sin embargo solamente el censo de 1869 se ajustó a lo normado por la constitución, posteriormente a partir de 1895 y los censos sucesivos  se optó por dejar de lado la constitución y comenzó la expansión del gobierno, primero justificado por los nuevos habitantes que bajaban de los barcos, y más tarde para acrecentar el control estatal de la población justificado por las políticas impulsadas desde el “estado de bienestar” que predominó en nuestro país desde 1914, hasta estos días en mayor o menor medida.

Tags

Related Posts

Share This

Autonomía e Hipocresía

Días atrás la corte suprema (de pollo con guarnición, para mi) dio la orden al gobierno de Santa Cruz de restituir en su cargo al al procurador provincial Eduardo Sosa, quien fuera desplazado del mismo durante la ultima gobernación de Nestor Kirchner.
Coincido con el ministro Fernandez en señalar que la corte suprema nada tiene que hacer en los gobiernos de las provincias, y que cada una debe gozar de la autonomía que corresponde al federalismo para formar y modificar los planteles de funcionarios de gobierno que se le vengan en ganas. Sin embargo, hay cosas muy fuera de tono:

Según el ministro, no se puede cumplir el fallo porque “para que no se conspire con la intangibilidad de esta persona hay que terminar con la intangibilidad de otro”. Si hay intangibilidad de uno, ¿por que fue tangible en su momento? Si fue tangible aquel a la hora de removerlo, bien podría ser tangible el actual a la hora de enmendar la violación a su intangibilidad.
De todas formas, la “intangibilidad” es un mamarracho legal. ¿Por que los taxistas, changarines, o mozos no tienen puestos “intangibles” y los funcionarios de gobierno si? ¿A esto llaman igualdad ante la ley? O todos tenemos trabajos intangibles, o no lo tiene ninguno. Eso si es igualdad.

También dijo que para “asegurar, proteger y vigilar la integridad, la autonomía y la subsistencia de las provincias, dentro de la unidad coherente del estado federal al que pertenecen”. Ya que el señor ministro aquí se rasga las vestiduras en defensa del federalismo, lo mejor que puede hacer es pedir la derogación de la ley de coparticipacion que mantiene a las provincias rehenes del estado central hace casi un siglo, rompiendo con todo orden federal imaginable. Si hay que defender la autonomía, hay que hacerlo para todo, no solo para las cosas que le convienen al señor ministro.

Con respecto al gobernador Peralta, si realmente cree que quieren “invadir Santa Cruz” y que eso lo habilita a desoír sin mas a los fallos de la corte suprema de la nación; lo que debería hacer, si no fuese hipócrita, es declarar la secesión de su provincia para empezar a funcionar como un país autónomo e independiente del poder opresor que los agobia. Claro que para esto hay que tener mucho espíritu independentista, no deber favores políticos a nadie y ser un funcionario integro que no tiene en su horizonte nada mas que la defensa de los derechos individuales de sus conprovincianos. Cosa que en el gremio de los caudillos provinciales no abunda para nada.

Los intelectuales: el brazo ideológico del estado

Murray Rothbard, el libertario más destacado del S. XX, y refundador del movimiento con su libro “Hacía una nueva libertad. El Manifiesto Libertario.”  , hacía hincapié en el rol de los intelectuales [1] para sostener el poder estatal sobre  el pueblo, los intelectuales son al estado lo que en la Edad Media, el clero era a la  monarquía de origen divino. En su famoso ensayo “Anatomía del Estado” Rothbard explica la función de los intelectuales:

Para lograr tal consentimiento [del pueblo a ser sometido a la coerción gubernamental] la mayoría debe ser convencida por medio de la ideología de que su gobierno es bueno, sabio, al menos inevitable y ciertamente mejor que las alternativas concebibles. La tarea social fundamental de los “intelectuales” es promover dicha ideología entre la gente. Pues las masas de hombres no crean sus propias ideas, es más, ni siquiera piensan a través de ellas independientemente, sino que siguen pasivamente las ideas adoptadas y diseminadas por el cuerpo de intelectuales. Los intelectuales son, por lo tanto, los “formadores de opinión” en la sociedad. Y ya que precisamente lo que el Estado necesita desesperadamente es el moldeamiento de la opinión pública, la base de la antigua alianza entre el Estado y los intelectuales se hace clara.

La tesís rothbardiana sobre los intelectuales como puesto de avanzada del poder estatal se confirma a cada momento. Ante el fracaso masivo de la escolarización estatal (la educación desde el punto de vista del Estado ha sido un éxito, generaciones de jóvenes colectivizados y adoctrinados) que quedó en evidencia a partir del reclamo estudiantil del cual  hemos sido testigos las últimas semanas (para una nota aparte dejó el sinsentido de intentar resolver un problema ‘la educación estatal’ con la misma causa del problema ‘más educación estatal’) en la Ciudad de Buenos Aires, la piedra fundamental del régimen estato-céntrico, la escolarización estatal,  se vio amenazada por su ineficiencia.

Esta situación propulsó que la elite de intelectuales, que son las armas que tienen los dirigentes políticos para volcar sus ideas sobre la opinión publica, saliera a defender la escolarización estatal y compulsiva, de una manera desesperada para comenzar a ordenar las ideas ante el desconcierto de la gente.

Un ejemplo de esta conducta es el  artículo publicado el sábado en el Diario Perfil, titulado Como Hacen los Ricos, su autor se llama Julio Sevares, y como no podía  ser de otra manera se trata del típico vendedor de ideas de segunda mano (así es como Hayek llamaba a los intelectuales)[ver nota 1]. Costó conseguir su CV, de hecho no lo pude  obtener ni en la página del Centro de Estudios del cual figura como integrante ni en cualquier otra institución argentina, un simple esbozo pude encontrar en una oscura Red de Investigación mexicana donde figura, como era de esperar, su trayectoria como parásito adeternum de la UBA, siendo investigador y profesor en esa misma institución, figuran también algunas publicaciones académicas (y pseudo-académicas), ademas de ser, dato no meor, editorialista del diario Clarín. La conclusión a la que llegamos luego de conocer  sus hitos profesionales (lamentablemente no pudimos acceder a un CV completo) no es para nada sorprendente, Sevares ha vivido desde siempre gracias al sueldo que le paga el Estado (dinero que se obtiene mediante el robo institucionalizado), y no como hacen la mayoría de las personas, ofreciendo voluntariamente un servicios, o bienes.

(más…)

Tránsito y Libertad

Estrenamos el Formspring con una pregunta  bastante interesante del autor del excelente blog La Crisis es Filosófica .

Yo tengo una pregunta que me da vueltas siempre que camino por la calle… ¿Debería el Estado encargarse de la Seguridad Vial? O sea, ¿Debe hacer un código de Seguridad Vial o solo lidiar con homicidios culposos ex post facto?

 

 

 

Control de Alcoholemia: ¿Prevención o Abuso?

 

Creo que en materia de transito tenemos que diferenciar tres tipos de reglas:

1. Las leyes paternalistas.
2. Las leyes de tránsito razonables
3. Las leyes que parecen de tránsito pero no lo son.

Depende de cada una el accionar del Estado debe ser diferente:

1. Son las famosas leyes de “casco obligatorio”, “cinturón de seguridad obligatorio”, “prohibición de polarizados”, etc. No se tratan de leyes para controlar/ordenar el transito sino para proteger la seguridad personal de cada conductor y habitante de un vehículo, por lo que también entrarían en la categoría 3, aunque la esencia de éstas es diferente..  El caso contra el paternalismo lo analizamos acá y acá, entre otros posts.

2. Son las únicas leyes de transito las que obligan a respetar señales, velocidades máximas, semáforos,  etc. Sin embargo, debe existir un equilibrio razonable entre la libertad y la legislación que intenta darle cierto orden al transito. La existencia de estas leyes es la mejor manera para facilitar las cosas a la hora de establecer responsabilidades en accidentes de transito.

3. En el tercer grupo se encuentran leyes que parecen ser de tránsito pero que en realidad nada tienen que ver con el tránsito. El ejemplo más claro y conocido es el de “conducir bajo la influencia de alcohol”. Esta contravención no legisla ninguna conducta, sino un estado. El problema no es el manejo irresponsable o temerario, que puede poner en peligro a terceros, lo que se está penalizan con esa disposición es tener la sustancia incorrecta en la sangre. Penalizar la destrucción de propiedad, el homicidio culposo o el manejo temerario parece mas razonable que penalizar el contenido de alcohol en sangre, independientemente de las conductas que se lleven a cabo. Por otra parte, para detectar el alcohol en sangre se violan varios derechos y garantías constitucionales: el derecho a la privacidad, y las garantías de presunción de inocencia y a la no auto-incriminación. En primer lugar, si te negas a hacer el test se presume que estas violando la ley, por otro lado, si te obligan a hacer el test y, efectivamente, excedés el límite de alcohol en sangre están violando tu derecho a la no auto-incriminación (ambas en el Art. 18 de la Constitución).
Respecto de  los incentivos que puede generar esta norma para no tomar cuando se maneja, estaría bueno tener estadísticas del nivel promedio del alcohol en sangre en los accidentes de transito, pero presumo que en la mayoría de los casos de accidentes el nivel de alcohol en sangre esta muy por sobre encima del límite legal por lo que para los infractores que manejan descuidadamente y se accidentan no es un  desincentivo la existencia de la ley, ni tampoco para los que lo hacen responsablemente aún tomando (de más).

agrego:La inexistencia de leyes que regulen el contenido de alcohol en sangre no implica que en aquellos accidentes donde el factor determinante para que sucedan sea la ingesta de alcohol, debería responder por más de lo que debería hacerlo si estaba sobrio.

Preguntas sobre la postura liberal libertaria ante diversos temas.

bestthemeswordpress.com - best wordpress themes - magazine wordpress themes restaurant wordpress themes